Ver Suplemento Temático...


Dirección y Gestión de la Seguridad Global.

 

Revista de Prensa: Artículos

lunes, 19 de octubre de 2015

Salario Emocional, la clave para retener el talento

Toni Gimeno
Director de Marketing & Growth Hacker en Talent Clue


No es nada nuevo si decimos que los tiempos han cambiado. En el caso del ámbito laboral, uno de esos cambios es el impulso de las nuevas generaciones de trabajadores hacia una nueva forma de valorar las compensaciones que un trabajo les puede reportar.

El dinero a final de mes ya no es tan importante si la empresa no ofrece otro tipo de incentivos no económicos por los cuales merezca la pena permanecer dentro de la compañía. Estamos hablando del salario emocional.

¿En Qué Consiste Exactamente el Salario Emocional? 

El salario emocional son todos aquellos beneficios no monetarios que una empresa ofrece a sus empleados además de su sueldo a final de cada mes. Es decir, conseguir que el trabajo llene moralmente las expectativas del empleado de tal forma que vea un futuro estable dentro de la compañía. Y es que a día de hoy los trabajadores miran más por empleos en los que puedan trabajar para vivir y no vivir para trabajar (Twittear Esto). Estamos ante generaciones que le dan más valor a la conciliación de la vida familiar y laboral que a la retribución económica sin más. Es por este motivo, que el salario emocional es una de las claves fundamentales para retener talento. ¿Por qué?

La productividad ya no es algo que se base solamente en la cantidad de horas que un empleado dedique a la empresa (Twittear Esto), sino en la motivación que dicho trabajador disponga para realizar bien su trabajo. Está claro que una de las principales motivaciones es el dinero. Sin embargo, son muchos los que prefieren un sueldo más ajustado a cambio de menos horas de trabajo y más tiempo para sí mismos. Es decir, prefieren la motivación emocional. Todos esos pequeños extras que hacen que la mayoría trabaje más a gusto y de forma más productiva. Estamos ante una relación empresa - empleado en la que todos ganan. El objetivo está en evitar a los empleados piratas, aquellos que sólo están en su puesto de trabajo por la oferta económica y que, tarde o temprano, migrarán hacia una oferta mejor.

Los Diferentes Tipos de Salario Emocional

Si lo que deseamos es retener el talento dentro de nuestra compañía y hacer que nuestros trabajadores se sientan cómodos realizando su trabajo, debemos conocer qué tipos de salario emocional podemos ofrecerles para aumentar su motivación y compromiso con la empresa.

  • Oportunidades de crecimiento dentro de la empresa: Saber que en una compañía puedes empezar desde abajo, pero con el conocimiento de que tendrás la oportunidad de demostrar que puedes ocupar otros puestos más relevantes es una motivación extra. Así el trabajador valorará un futuro estable dentro de su trabajo.

  • Desarrollo personal y profesional: Ayudar al trabajador a desarrollarse plenamente. La formación dentro de la propia empresa es otra de las motivaciones emocionales a tener en cuenta.

Buen entorno laboral: Un entorno laboral sin conflictos, en los que todos saben cuál es su lugar supone un punto importante a la hora de retener talento. Nadie desea trabajar en un ambiente hostil donde el equipo de trabajo no comparta opiniones ni sugerencias.

  • Cultura y valores empresariales acordes a los del trabajador: Esta es una de las formas de asegurar la pertenencia y permanencia de los candidatos en la empresa. Sentir que forman parte de algo en lo que creen y con lo que están de acuerdo.

  • Conciliación de la vida personal y profesional: Horarios de trabajo flexibles, días libres para asuntos médicos, guarderías en las empresas, días de vacaciones por objetivos, etc son algunas de los salarios emocionales que ayudan a trabajar para vivir mejor.

  • Ser parte de las decisiones de la empresa: Cuando una empresa cuenta con la opinión de sus trabajadores les hace sentir parte de un proyecto en el que ellos son una de las claves fundamentales. Pregunta a tus empleados, incítales a emitir propuestas e iniciativas. El talento está deseoso de poder demostrar lo que vale.

    Queda claro desde este punto de vista, que los salarios ya no son íntegramente económicos y que han de ir adecuadamente en concordancia con un buen salario emocional que nos permita retener al mejor talento dentro de nuestra empresa. 

    ¿Qué tipo de incentivos proporcionas a tus trabajadores para conseguir retener a los mejores? ¿Crees que todavía hay más cosas que podamos hacer para retener a nuestros candidatos? 

  • Esta noticia ha sido vista por 575 personas.