Ver Suplemento Temático...


Dirección y Gestión de la Seguridad Global.

 

 Expertos

Jesús Estrada Villegas

Ingeniero Superior en Electrónica
Licenciado en Ciencias Físicas
Master Ejecutivo en Dirección de Seguridad Global (MEDSEG)
Diplomado en Dirección de Seguridad Informática y Redes
Certified Information Systems Auditor (CISA)
Certified Information Systems Security Professional (CISSP)


Profesor del Master Ejecutivo en Dirección de Seguridad Global (MEDSEG)
Profesor del Master Ejecutivo en Dirección de Sistemas de Emergencia (MEDSEM)

Responsable de Desarrollo Informático

BELT IBÉRICA S.A.
jestrada@belt.es

Parecidos razonables: seguridad, universidad y vida laboral


Cantaba el hermoso Romance del prisionero aquellos versos que todos recordamos:

Que por mayo era, por mayo,
cuando hace la calor,
cuando los trigos encañan
y están los campos en flor…

Y no puedo dejar de acordarme de cuando mayo significaba el último esfuerzo antes de terminar el curso, cuando, antes de la llegada de las asignaturas cuatrimestrales, se realizaban con pocos días de diferencia los exámenes de segundo cuatrimestre y finales de las asignaturas anuales. Curiosamente, el paso del tiempo parece magnificar las situaciones vividas, de ahí, que aunque terminé mis estudios pensando en la respuesta del cuervo de Poe (“Nunca más”), luego he echado de menos esa emocionante tensión antes de un examen y la espera de unas calificaciones.
 
 No obstante, y a pesar de la indudable riqueza de la experiencia personal, que no nadie discutiría, se podría debatir sobre el objeto último de esta fase final de la formación académica (con mis disculpas para los Doctores).

Foto: www.ugr.es

Si consideramos que la formación universitaria en España es autocontenida y no tiene mayor objeto que preservar, mantener, aumentar y divulgar el conocimiento humano, entonces no tendríamos nada que discutir. Sin embargo, todos sabemos que, aparte de aquellos que orienten su vida profesional a la docencia, la vida laboral deberá (debería) ser una implementación práctica de los conocimientos aprendidos en las aulas.

Pero si pasamos a analizar la estructura de relaciones entre el mundo laboral y la formación universitaria, veremos que está lleno de claroscuros:

  • Titulaciones con poca o nula implantación práctica, a la que, sin embargo, se permite acceder a un gran número de alumnos que vivirán la frustración de, tras finalizar sus estudios, tener que aprender nuevos conocimientos que sí les permitan una actividad profesional.
  • Titulaciones técnicas en las que gran parte de la formación está obsoleta o carece de la menor aplicación práctica, dejando para los últimos meses de los últimos cursos, algo medianamente parecido a utilidades que sí se usarán durante el desempeño profesional.
  • Numerosas profesiones que precisan alta cualificación que no tienen su correspondiente equivalencia con algún tipo de estudio universitario.
  • Dificultad de acceso a las prácticas en empresas o inexistencia de las mismas.

Si nos centramos en el mundo de la seguridad, veremos que aunque hay algunos intentos por parte de universidades, en general privadas, de crear titulaciones  y cursos propios que cubran esta necesidad de formación, el mayor esfuerzo partirá de compañías, como Belt Iberica, que mediante sus prestigiosos y reconocidos masteres Master Ejecutivo en Dirección de Seguridad Global (MEDSEG) y Master Ejecutivo en Dirección de Sistemas de Emergencia (MEDSEM), logran hacer llegar unos conocimientos sólidos, concretos y prácticos a aquellos que deseen desempeñar su actividad profesional en este campo o que quieran afianzar y dar solidez a sus conocimientos previos.

El argumento principal que se ofrece desde el mundo académico, y que no puede considerarse malo, es que durante la vida profesional aparecerán tantas situaciones diferentes como días de trabajo y que, evidentemente, no podrán tratarse tantos casos particulares, por lo que, la solución óptima será proveer al alumno, futuro profesional, de unas estructuras de pensamiento y de unas aptitudes y actitudes que le permitan resolver dichos problemas con precisión y efectividad.

 Y aunque la tesis no es incorrecta, no estaría de más, añadir algo de conocimientos prácticos a tanta teoría, mucha de ella, bastante desfasada, creando además nuevas titulaciones más adaptadas a las necesidades sociales actuales. Sin olvidar, por supuesto, las nobles tareas de preservación del conocimiento que deberán corresponder siempre a esta institución de forma que si alguien tiene el firme deseo de estudiar filología semítica, por ejemplo, tenga dónde poder hacerlo.

En resumidas cuentas, que independientemente de las opiniones, no todas ellas positivas, que he ido elaborando acerca de la Universidad y la formación universitaria, de su mayor o menor implementación y adaptación práctica al mundo profesional, no puedo dejar de recordar con emoción aquel hermoso himno:

Gaudeamus igitur,
iuvenes dum sumus.
Post iucundam iuventutem,
post molestam senectutem,
nos habebit humus.

 

De cerca: Seguridad y Formación Universitaria
Entrevista con Sergio Calvo, Vicerrector de Innovación, Postgrado y Formación Continua de la Universidad Europea de Madrid, por Silvia García, editora de www.belt.es

 


Fuente: Belt Ibérica S.A.
Fecha: 17/05/06

   Mas artículos de Jesús Estrada Villegas       Otros Expertos   

Este experto ha sido visto por 1564 personas.