Ver Suplemento Temático...


Seguridad Pública y Protección Civil.

 

 Expertos

Rafael Vidal Delgado

Coronel de Artillería(R)
Diplomado de Estado Mayor
Doctor en Historia por la Universidad de Granada

Diplomado y profesor del Master Ejecutivo en Dirección de Seguridad Global (MEDSEG)
Diplomado y profesor principal del Master Ejecutivo en Dirección de Sistemas de Emergencia (MEDSEM)
Asesor de Planificación Estratégica de Belt Ibérica, S.A.

BELT IBÉRICA S.A.
rvidal@belt.es

"Hot wash up" ante un asesinato


Hot wash up, es una expresión que define una reunión celebrada inmediatamente después de un ejercicio militar. En ella se recogen las primeras impresiones de los distintos mandos que han intervenido en la misma. El moderador en este tipo de reuniones adquiere verdadero protagonismo, porque generalmente se producen discusiones y debates interminables, echándose unos a otros las culpas de los fallos.

El asesinato del guardia civil Raúl Centeno Pallón y la herida gravísima de su compañero Fernando Trapero Blázquez, acaecida a las 09:30 horas del día 1 de diciembre de 2007, exigen un hot wash up por parte de los analistas de seguridad de la vieja piel de toro que es la península Ibérica.

Subleva el alma la sangre derramada de dos compatriotas, no aliviada, al menos en la mente de este viejo analista, por las declaraciones de los que se declaran partidarios de mano dura contra ETA y que todo el peso de la ley caiga sobre los asesinos, prometiendo la integridad de las condenas a que fueran acreedores. ¡Mentira! ¡Mentira! y ¡Mentira!, cuando desde hace años han presentado ante la sociedad española a los asesinos de ETA como “niños díscolos”, incapaces de cometer la tropelía del 11M, y a los que se podía atraer al estado derecho con diálogo, magnanimidad para los delitos cometidos y prebendas políticas, sociales y económicas.

¡Qué credibilidad se pueden tener!, por mucho que ante los telespectadores se presenten trajeados, con corbata azul oscura, quiénes han trastocado con su mesianismo la lucha de decenas de años frente a un terrorismo intransigente y sangriento.

¿Qué credibilidad pueden tener!, quiénes ha ninguneado a los familiares de los más de mil asesinados por una banda criminal, permitiendo la esperanza de los asesinos, implorando que dejen de matar, con tal de perpetuarse en donde se encuentran.

Una voz clama por toda España, es la expresión de ¡Basta ya!, sin partidismo de ningún tipo, sino con la convicción de que la única manera de luchar contra la irracionalidad, es la firme resolución de que sepan que nunca, ¡nunca!, España ni los españoles se plegaran a sus exigencias, y que la unidad, aceptando la rica diversidad cultural, económica, social y política de las tierras de los viejos reinos hispánicos, se mantendrá, a pesar de las presiones, incluso apoyadas por el terror.

Reconozco que soy admirador de las figuras políticas del presidente Reagan y del Papa Juan Pablo II, y lo soy porque tenían “credibilidad”. Lo que decían y proclamaban era aceptada por todos, hasta por Gadafi, el líder libio que intentó plantear un reto al presidente norteamericano. Sin embargo lo que hoy se dice y se proclama, con mucho énfasis en España, no tiene credibilidad, porque nada más ganar las elecciones volveremos a las andadas.

La Historia dice que cada nación tiene los gobernantes que se merece. Triste España que tenemos lo que nos merecemos.

 


Fuente: www.belt.es
Fecha: 01/12/07

   Mas artículos de Rafael Vidal Delgado       Otros Expertos   

Este experto ha sido visto por 2604 personas.