Ver Informe...


Dirección y Gestión de la Seguridad Global.

 

 Expertos

Federico Aznar Fernández-Montesinos

Doctor en Ciencias Políticas.
Capitán de Fragata de la Armada. Analista principal del Instituto Español de Estudios Estratégicos y profesor de Teoría de la Guerra.

La violencia del nuevo siglo


 

Artículo cedido por:


 Lea aquí el documento completo

 

Resumen

El hecho decisivo en los últimos 50 años no ha sido otro que la Caída del Muro de Berlín. Las esquinas que enmarcan el puzle de la situación internacional son el fin de la Guerra Fría, un proceso de globalización incompleto, la aceleración del encuentro entre culturas y una visión del mundo en clave religiosa. Con todo, la guerra no ha cambiado en sus formas y patrones, por más que sus límites se hayan desdibujado, como resultado del encuentro entre cosmos culturales.

El cáncer, esa enfermedad que agrupa a más de 150 variedades diferentes, y la guerra han sido los males del siglo XX. Sí el siglo XIX, el llamado siglo de la diplomacia, se saldó con 15 millones de muertes directas, el siglo XX, él del orden internacional, lo hizo con 187 millones.

Cabe, pues, preguntarse sobre la bondad del orden o si acaso, pese a las apariencias mediáticas, es menos mortífero el desorden al que parecemos haber retornado. Solzhenittsin lo explicaba diciendo que "la imaginación y la fuerza espiritual de los malvados de Shakespeare no pasaban de los doce cadáveres, porque no tenían ideología".

Así sí por un lado parece que el número de guerras "mayores" ha ido en disminución; 27 en el siglo XVI, 17 en el XVII, 10 en el XVIII, 5 en el XIX y 5 en el XX por otro su poder destructivo ha ido in crescendo.1 De hecho Tilly cifraba la mortandad por mil habitantes en 5 en el siglo XVIII, 6 en el XIX y 46 en el XX.2

El siglo XXI, un siglo, hasta el momento sin grandes transformaciones conceptuales, ha estado marcado por el desarrollo de las ideas de finales del siglo anterior. Como resultado un mundo poliédrico acaba proyectándose sobre un único plano generando una situación nueva y múltiples incertidumbres.

Suelen añadir apellidos a la guerra, híbrida, cuarta generación, quinta… Hoy se ha popularizado el término guerra asimétrica, concepto que en su fondo viene a decir que algo le va mal al fuerte y va perdiendo. Darwin no hablaba de la supervivencia del más fuerte, sino en el más apto, en el que mejor se adapta. La clave en la guerra, ahora y en el pasado no es otra que la adaptación al enemigo, algo que la superioridad tecnológica, de algún modo, había hecho olvidar.

El nuevo siglo se iniciaba de un modo tempestuoso que conviene analizar detenidamente para tratar de comprender como ha evolucionado la guerra, como una adaptativa dialéctica de voluntades hostiles, de la que se derivan los conflictos asimétricos presentes y, entre ellos, singularmente, el terrorismo. Y para entender plenamente cualquier proceso resulta obligado comprender el entorno en que ha tenido lugar. Hay que entender el marco.

 

 Lea aquí el documento completo

Suplemento Temático: Los nuevos retos del Director de Seguridad

 


Fuente: Instituto Español de Estudios Estratégicos (IEEE)
Fecha: 2013-10-16

   Mas artículos de Federico Aznar Fernández-Montesinos       Otros Expertos   

Este experto ha sido visto por 969 personas.