Ver Suplemento Temático...

Seguridad Corporativa y Protección del Patrimonio.
Nuevas Tecnologías Aplicadas a la Seguridad.

 

 Expertos

Unidad Central de Seguridad Privada


Ministerio del Interior

Establecimiento con dos sistemas conectados a dos CRA´s distintas


Consulta de una empresa de seguridad, sobre la posibilidad de conectar dos sistemas de seguridad para un mismo establecimiento (joyería) a diferentes Centrales Receptoras de Alarmas.


CONSIDERACIONES

La ley y la normativa de seguridad privada desarrolla y establece directrices y en su caso obligaciones para la instalación de determinadas medidas de seguridad, tratándose en todo caso de un catálogo de mínimos, siendo facultativo y responsabilidad de los titulares de establecimientos y empresas la adopción de cualquier otra medida de seguridad adicional no exigible, siempre y cuando se cumplan los requerimientos legalmente exigidos en ellas.

En cuanto a los requerimientos legalmente exigidos para las joyerías, establecimientos originarios de esta consulta, son los recogidos en el artículo 127 del Real Decreto 2364/1994 del 9 de diciembre de 1994 por el que se aprueba el Reglamento de Seguridad Privada en el que en su apartado h) señala “la obligación de conectar su sistema de seguridad con una central de alarmas”.

El artículo 2 de la Orden Ministerial INT 316/2011 señala los grados de seguridad de los sistemas de seguridad en función del riesgo, quedando asignados, además de en virtud de la naturaleza y características del lugar en que se vaya a efectuar la instalación y de la obligación, o no, de estar conectados a una central receptora o centro control, estableciendo el grado 3 como destinado a establecimientos obligados a disponer de medidas de seguridad, y así como otras instalaciones comerciales o industriales a las que por su actividad u otras circunstancias se les exija disponer de conexión a central de alarmas o, en su caso, a un centro de control.

En el establecimiento objeto de la consulta, tiene señaladas las medidas de seguridad en el Art. 127 del Reglamento de Seguridad Privada, entre las que, en su punto h), establece la “Conexión del sistema de seguridad con una central de alarmas”.

Teniendo en cuenta que la exigibilidad de los requerimientos legalmente establecidos, tanto físicos, como electrónicos, siempre lo son en base a un catalogo de mínimos, es decir se debe interpretar la normativa de seguridad privada, cuando usa el determinante “un, una, unas, unos”, referido a la conexión a central receptora de alarmas o centro de control, como determinante indefinido y no como determinante numeral cardinal.

Si se observa detenidamente los apartados a) y b), del artículo 2 de la Orden INT/316/2011, hacen referencia a “una central de alarmas y a “un centro de control, sin embargo, en los apartados c), del mismo artículo, mencionan, únicamente, central de alarma, y “un” centro de control, y en el apartado d), al referirse a la conexión de los sistemas de seguridad, refiere tan solo central de alarma o en su caso, pluralizando, centros de control, lo que nos lleva a colegir que no hay intencionalidad por parte del legislador de cuantificar de forma específica o limitativa el número de centrales de alarmas, ni de centros de control a los que conectar aquéllos.

No siendo, por tanto, excluyente, ni la doble conexión de un sistema de seguridad a dos centrales de alarma o central de alarma y centro de control, en caso de ser técnicamente posible, o a que cohabiten dos sistemas de seguridad independientes entre sí, en un mismo establecimiento, cuyas conexiones sean a su vez independientes en cuanto a su conexión a la central de alarma que verifique los saltos que pudieran producirse en cada uno de ellos, siempre y cuando cada uno de los sistemas y conexiones cumplan individualmente con los requerimientos técnicos legalmente establecidos y no interfieran uno con el otro en su fiabilidad y eficacia.

CONCLUSIONES

En base a todo lo anterior, se considera que no se puede limitar la facultad de los titulares de un establecimiento, de instalar aquellas medidas de seguridad adicionales que con carácter voluntario, tengan a bien implementar en sus explotaciones, si dichas medidas no transgreden el marco normativo de referencia en el ámbito de la seguridad privada.

Suplemento Temático: Los nuevos retos del Director de Seguridad

 


Fuente: SEGURPRI Nº 43
Fecha: Diciembre 2013

   Mas artículos de Unidad Central de Seguridad Privada        Otros Expertos   

Este experto ha sido visto por 1558 personas.