Ver Suplemento Temático...

Seguridad Corporativa y Protección del Patrimonio.
 

 Expertos

José Manuel Petisco Rodríguez

Psicólogo y experto en comportamiento no verbal
Jefe del Departamento de Formación y Perfeccionamiento de la Escuela Militar de Ciencias de la Educación (EMCE)

La inteligencia obtenida a través del comportamiento no verbal en fuentes humanas


 Artículo cedido por:


 
Resumen
 
La inteligencia elaborada a partir de la información suministrada por personas sigue estando vigente en nuestros días. En este artículo se resalta la importancia de la formación del operador y del analista HUMINT en el campo del comportamiento no verbal. Se hace un breve recorrido por los diferentes canales expresivos a analizar, como expresión facial, gestos, posturas
- orientación y movimientos, paralenguaje o proxodia emocional, proxémica, háptica, apariencia, oculésica y el canal verbal. Por último, para darle mayor rigor científico a cualquier análisis, se describe en qué consiste el único protocolo global de conducta no verbal publicado hasta la fecha, el protocolo NBAM (Nonverbal Behavior Analysis Matrix).
 
Introducción
 
A pesar del avance de las nuevas tecnologías para la obtención de inteligencia, el ser humano continúa siendo un elemento clave en dicho proceso. Los métodos de obtención son muy diversos y cada situación requerirá el empleo de unos u otros como más apropiados. Además, cuando se
consigue determinada información a través de una fuente, esta habrá que contrastarla con la obtenida por otras fuentes y medios, ya que una decisión tomada en base a determinada información errónea, podría llegar a poner en peligro muchas vidas humanas o afectar a la seguridad de la propia nación.
 
Cuando la información obtenida es veraz, la ventaja estratégica puede ser muy valiosa. El problema radica en que los analistas y expertos en inteligencia estén lo suficientemente formados para discriminar con certeza la información veraz de la que se debe desechar. Errores de inteligencia se han producido y se seguirán produciendo a lo largo de la historia. Algunos muy recientes y sonoros, como el de la supuesta posesión de armas de destrucción masiva por parte de Irak.
 
Muchos de estos errores son producidos por considerar como cierta determinada información no contrastada procedente de fuentes no fiables, o por haber caído la inteligencia actual en una excesiva dependencia de la inteligencia de imágenes (IMINT). Por ello, la forma más antigua de inteligencia, la que se elabora a partir de la información suministrada por personas, sigue vigente y retoma fuerza en nuestros días. Nos estamos refiriendo a la denominada inteligencia de fuentes humanas, o HUMINT.
 
Las fuentes humanas que pueden proporcionar información valiosa, para una posterior producción de inteligencia, pueden ser muy variadas: desde personal refugiado, desplazados, población local, fuerzas propias, fuerzas amigas, miembros de instituciones gubernamentales, componentes de diversas organizaciones, hasta personal detenido o capturado.
 
Entre las posibles actividades de obtención HUMINT, algunas solo requerirán el dominio de técnicas básicas y podrán ser realizadas por personal militar no especializado (actividades básicas). En cambio, otras actividades HUMINT siempre deberán ser controladas y llevadas a cabo por personal especializado en HUMINT.
 

Suplemento Temático: Los nuevos retos del Director de Seguridad

 


Fuente: Instituto Español de Estudios Estratégicos (IEEE)
Fecha: 2016-07-28

   Mas artículos de José Manuel Petisco Rodríguez       Otros Expertos   

Este experto ha sido visto por 494 personas.