Ver Suplemento Temático...


Seguridad Pública y Protección Civil.
Seguridad Colectiva y Defensa Nacional.

 

 Expertos

Ignacio Gabaldon García

Diplomado Superior Inteligencia FF.AA
Teniente Coronel de Infantería. Ejército de Tierra

Aproximación al análisis de los actores no estatales de carácter violento


 

Artículo cedido por:


RESUMEN:
 
El presente artículo muestra el proceso analítico de Inteligencia, tomando como base del estudio y ejemplo a los actores no estatales de carácter violento (ANEV). Partiendo de la definición del objeto de estudio (los ANEV), este trabajo describe las características compartidas y se centra en los factores que proyectan las diferencias esenciales entre estos grupos. El agrupamiento de estos factores mostrará sus capacidades esenciales. El trabajo también subraya la importancia del analista o del equipo de analistas como líderes del proceso.
 
PALABRAS CLAVE:
 
Análisis, Inteligencia, Actores, Analista, Procedimiento.
 
 
Introducción: la importancia de analizar para conocer la amenaza
 
A mediados de 2014, el autoproclamado Estado Islámico (Daesh) se encontraba en manifiesta expansión en Irak; controlaba Mosul, había proclamado el Califato y se expandía con poca oposición. En este escenario de manifiesta superioridad, algunos grupos armados comenzaron a colaborar con Daesh, al tiempo que la guerra de la propaganda se inclinaba claramente de su lado. Por su parte y como consecuencia de la alarmante situación, el Gobierno iraquí constató sus escasas capacidades para luchar contra esta organización; y consideró que la mejor manera de combatirla era mediante el empleo de otra milicia armada de similares características. Así, durante su intervención ante la Asamblea General de Naciones Unidas en septiembre de 2015, el primer ministro iraquí al-Abadi reconoció a las Fuerzas de Movilización Popular como parte del aparato estatal. Este grupo, formado en base a milicias preexistentes de distinta confesión religiosa y con Voluntarios, está formalmente bajo el control del Ministerio del Interior.
 
Con todo, resulta muy relevante el hecho de que no solo este primer ministro reconoció a este grupo heterogéneo de milicias. Pocos meses antes, en abril de 2015 y en Washington, el presidente Obama daba su respaldo tácito a la nueva estrategia del Gobierno iraquí durante su encuentro bilateral con al-Abadi, donde este subrayó «que las poblaciones locales desempeñan un papel integral en la liberación de sus propias áreas». En consecuencia, refería que «era imprescindible inscribir a más combatientes tribales en la lucha contra ISIL como parte de las Fuerzas de Movilización Popular».
 
De este modo, el reconocimiento expreso a las Fuerzas de Movilización Popular dentro y fuera de Iraqes un hecho trascendental que hay que añadir a una larga lista de constataciones que demuestran una tendencia en el incremento en número, importancia e influencia de los Actores No Estatales de Carácter Violento (ANEV), en esta convulsa zona del planeta.
 
Como consecuencia directa de este giro estratégico para enfrentarse a los grupos violentos, los Estados han dejado de ser los únicos actores relevantes en el panorama político y han cedido a estos grupos de manera voluntaria o forzosaparte de los monopolios que deberían ejercer de forma exclusiva. Entre otros, y por su significativa trascendencia, cabe destacar el monopolio del uso de la fuerza dentro de sus fronteras, el control del territorio de soberanía o la emisión de legislación.
 
Hoy, son numerosos los ANEV que modelan peligrosamente la estrategia política, social y de seguridad en Oriente Medio. Entre otros, el Daesh ha establecido el Califato como forma de Estado en distintas zonas de Siria e Irak, y desde este control territorial clama por el juramento de lealtad de sus seguidores. Por su parte, Hamas controla la Franja de Gaza y se mueve entre el terrorismo y la acción social; mientras que Hezbollah continua retando sistemáticamente a las autoridades libanesas, forma parte de sus instituciones estatales y es un actor destacado en la guerra de Siria. Por último, es imperativo referirnos a Al Qaeda y sus filiales, pues aunque han perdido cierta relevancia, estos grupos yihadistas mantienen un ascendiente claro en muchas zonas del mundo, desde Extremo Oriente hasta el Sahel africano. Los grupos mencionados constituyen tan solo la punta del iceberg de una miríada de grupos violentos que, con distinta naturaleza y diferentes intereses, tienen la capacidad de proyectar su influencia a lugares muy distantes de su zona de origen y actuación.
 
Esta realidad, que plantea un problema que, más que complicado, se debe tachar de complejo; y exige un conocimiento de estos grupos y el análisis de sus dos capacidades esenciales permanecer en el tiempo e influir en su entornopara hacer frente a esta dinámica amenaza. Por ello, este artículo no pretende hacer un mero repaso de los ANEV, pues reconocidos analistas me han precedido en este mismo foro con profundos estudios; sino ofrecer al lector una técnica analítica para aproximarse con criterio a un conocimiento más exhaustivo de estos grupos. Con estas premisas, el objetivo de este trabajo es orientar al analista con independencia de su experiencia inicialen una triple vertiente: en primer lugar, ofrecerle algunas de las características en las que debe fijarse al examinar estos actores; a continuación, facilitarle la detección de los unknown uknowns en estos estudios; y, por último, pero no menos importante, fomentar el empleo de las técnicas estructuradas de análisis de inteligencia.
 
 

 

 

Especial: 11-S. Operación global contra el terrorismo: El análisis de los profesionales

 


Fuente: Instituto de Estudios Estratégicos
Fecha: 2017-01-02

   Mas artículos de Ignacio Gabaldon García       Otros Expertos   

Este experto ha sido visto por 455 personas.