NOTICIAS

HOME

Noticias anteriores
Se busca...
Eventos...
Hemeroteca...

> MAPA del WEB <

Su opinión...

Envíenos la noticia o el comentario que desee.

 

 

 

Noticias Profesionales

 
  

Noticias

Viernes, 5 de octubre de 2001


Seguridad Colectiva y Defensa Nacional

la otan aportará los efectivos demandados por ee uu, entre ellos 470 militares españoles

Los 18 miembros de la OTAN suscribieron ayer las peticiones militares presentadas por EE UU y han puesto a su disposición todo el potencial solicitado para la respuesta en la operación global contra el terrorismo. Con ello, los aliados demuestran que están comprometidos a apoyar y a contribuir al liderazgo estadounidense en la lucha contra el terrorismo internacional.

Por una parte, la Alianza ha cedido los AWACS, aviones de control de vigilancia, que son, en la práctica, los únicos activos de su propiedad. En la lista de ayuda de los países aliados están dispuestos a prestar, destacan: la autorización de sobrevuelo, el incremento de la cooperación entre los servicios de inteligencia, la asistencia a los países amenazados, el acceso a los puertos y aeropuertos, o el despliegue de parte de la flota permanente del Mediterráneo.

En lo que se refiere a la colaboración española, el presidente, José María Aznar, y el ministro de Defensa, Federico Trillo-Figueroa, reiteraron ayer que España acepta su participación, aunque ésta se ceñiría más a un papel subsidiario y de apoyo a los EE UU que a una eventual movilización de las unidades permanentes de la OTAN, aunque en ellas están encuadrados 470 militares españoles.

Además, España podría colaborar en la Operación Libertad Duradera con las fragatas "Santa María" y "Extremadura", pertenecientes a las flotas permanentes de la OTAN del Mediterráneo y el Atlántico respectivamente. De hecho, es probable que Stanavformed (la flota del Mediterráneo), que se encuentra de maniobras en Palma, abandone en breve estas actividades para partir hacia el Este.

Las ocho medidas adoptadas por la OTAN  no tienen límite temporal y pretenden aumentar las opciones disponibles en la campaña antiterrorista. Las ocho medidas son las siguientes:

      - aumentar la cooperación y el intercambio de la información de los servicios de inteligencia, tanto a nivel bilateral como en el marco de la Alianza.

      - asistir a los aliados u otros países que son o pueden ser blancos de ataques terroristas como consecuencia de su apoyo a la campaña contra el terrorismo.

      - adoptar medidas de seguridad necesarias en las instalaciones de Estados Unidos y otros países aliados en sus territorios.

      - sustituir con otros medios las tropas desplegadas en la zona OTAN (como, por ejemplo, los Balcanes occidentales) a las unidades utilizadas de manera directa para apoyar acciones contra el terrorismo.

      - despejar el espacio aéreo para facilitar el tránsito de los aviones de EE UU y otros aliados.

      - facilitar el acceso a Estados Unidos y otros aliados a los puertos y aeropuertos en el territorio de los países de la OTAN.

      - puesta a disposición de EE UU de aviones AWACS de alerta y control.

      - disponibilidad para trasladar unidades de la flota permanente a la parte oriental del Mediterráneo.

Fuente: ABC
El País
El Mundo
La Gaceta de los Negocios
05.10.01

© BELT.ES  Copyright. Belt Ibérica, S.A. Madrid - 2004. belt@belt.es