Belt Ibérica S.A. Analistas de Prevención

- Menú -

HOME

Noticias...
Se busca...
Eventos...
Legislación...
Bibliografía...
Artículos...

> MAPA del WEB <

Su opinión...

Envíenos la noticia o el comentario que desee.

 

 

Noticias Profesionales

  

Noticias

Martes 25 de noviembre de 2003


Seguridad Industrial y Prevención de Riesgos Laborales

Más de 150 millones de euros en bajas por accidentes laborales en la Comunidad de Madrid

Un informe de UGT asegura que la Seguridad Social gastó en 2002 más de 150 millones por bajas en accidentes laborales, sólo en la Comunidad de Madrid

Cuando se habla de siniestralidad laboral, resulta muy difícil ir más allá de los muertos en el tajo. Pero los sindicatos, los trabajadores y ya hasta la Seguridad Social tratan de llamar la atención sobre la lacra social, familiar y económica que suponen los accidentes graves y sus secuelas.

Según un informe de UGT, en la Comunidad de Madrid, la Seguridad Social se gastó más de 150 millones de euros por bajas laborales, sólo en 2002. Durante ese periodo, la región sufrió 145.356 siniestros en faena, la mayoría en el mismo lugar de trabajo, en los que 177 empleados perdieron la vida.

Pulse encima para ampliarla

El año 2003 no se inicia con mejor pie. Los responsables de la Salud Laboral en la Comunidad reconocen que se ha incrementado el número de accidentes graves y la cuenta de fallecidos en el tajo ya sobrepasa los 130.

Estas cifras auguran un mal año para las cuentas de la Seguridad Social, aunque éste no es el único gasto que tendrá que desembolsar el Estado para paliar una lacra social: «Hay que añadir a estos 150 millones de euros, los costes sanitarios que no se pueden calcular para hospitalización, medicamentos o rehabilitación y el coste empresarial, que tiene que hacer frente al 25% del total de las bajas laborales», explica la responsables de Salud Laboral en el sindicato, Marisa Rufino.

UGT insiste en que la salida a esta situación es darle la vuelta a la tortilla: «En vez de hacer este desembolso que es excesivo, sería mejor que se invirtiera en prevención en las empresas y así se evitarían muchos accidentes y sus consecuencias».

Los cálculos del sindicato señalan que sólo en un año se han perdido 3.387.203 jornadas de trabajo, «a una media de 22,7 días de baja médica por cada accidentado laboral en la Comunidad de Madrid». Lo que hay que sumar al coste total para la empresa, sobre todo las de menor tamaño.

Torceduras y golpes

Las partes del cuerpo que suelen salir perdiendo en estos trágicos episodios son las manos, los pies y la espalda. De ahí, que la mayoría de las bajas laborales se soliciten por torceduras, esguinces y distensiones; heridas de distinta intensidad; y contusiones y aplastamientos.

Pero lo más importante es el gasto no cuantificable que supone para el trabajador y su entorno cada uno de los accidentes. El informe de UGT enumera uno a uno las pérdidas que se derivan de la siniestralidad laboral.

«Sufrir un accidente supone la pérdida inmediata de ingresos para el trabajador e incluso hipotecar el dinero del futuro pues puede quedar mermada su capacidad de trabajo, más los gastos sanitarios y el pago a un abogado, para poder conseguir una pensión digna».

Y todavía hay más cuentas con el debe que con el haber: «Los expertos enfatizan sobre la pérdida de la capacidad funcional del accidentado por trastornos permanentes, el deterioro de las relaciones familiares y sociales, y, sobre todo, el dolor y el sufrimiento que causa la situación de siniestralidad». Todo incalculable.

En estos casos, la sociedad no puede evitar salir malherida de los más de 145.000 accidentes laborales de la región. «Se aumentan los gastos destinados a cubrir el coste de las indemnizaciones a los accidentados y a sus familias y el pago de las prestaciones, además de las pérdidas humanas y los efectivos laborales».

Sentencias

¿Qué hacer cuando la Justicia no repara una injusticia? Esta es la pregunta a la que se enfrentan muchos accidentados que ven como la doctrina de los magistrados ha empezado a cambiar el papel de los trabajadores en los siniestros laborales: pasando de víctimas a culpables, según los fallos de tres jueces en Barcelona, Córdoba y Barcelona.

«Las últimas sentencias son inadmisibles, regresivas, intolerables, y que atentan contra la integridad de los trabajadores... Demuestra el desconocimiento de la justicia por la realidad social de los españoles», añade Rufino.

Se ha producido una decisión en cada ámbito judicial (una en lo penal, otra en lo civil y la tercera por lo social), pero UGT considera que no son significativas y que no tienen por qué hacer cambiar la doctrina tradicional. «Nosotros, por si acaso, vamos a reunirnos con el Juez Decano de Madrid y el Fiscal para ver qué ocurre».

Fuente: El Mundo
17/11/2003

Noticias relacionadas:

* El 30% de la población española tiene problemas con el sueño, lo que ocasiona riesgos laborales (24.11)
* Vocales del Poder Judicial exigen investigar la actuación en los accidentes laborales (21.11)
* Seis trabajadores mueren en accidentes laborales en una trágica jornada (18.11)
* Cádiz - Los hospitales del SAS tendrán unidades de riesgos laborales (17.11)
* Ocho obreros muertos y cuatro heridos en accidentes laborales en sólo dos días (17.11)

© BELT.ES  Copyright. Belt Ibérica, S.A. Madrid - 2004. belt@belt.es