- Menú -

HOME

Noticias...
Se busca...
Eventos...
Legislación...
Bibliografía...
Artículos...

> MAPA del WEB <

Su opinión...

Envíenos la noticia o el comentario que desee.

 

 

Noticias Profesionales

  

Noticias

Viernes, 3 de diciembre de 2004


Seguridad Pública y Protección Civil

El Cuerpo de Bomberos de la Comunidad de Madrid ha intervenido en 37 operaciones NBQ en 2004

Se trata de fuga de gases, vertido de líquidos contaminantes o vehículos accidentados con materias peligrosas

 

El Cuerpo de Bomberos de la Comunidad de Madrid ha realizado un total de 37 intervenciones en lo que va de año que requirieron utilizar equipos de protección para amenazas nucleares, bacteriológicas o químicas (NBQ), por emergencias relacionadas con fuga de gases, vertido de líquidos contaminantes o accidentes de vehículos con materias peligrosas.

El vicepresidente segundo y consejero de Justicia e Interior de la Comunidad de Madrid, Alfredo Prada, asistió a una maniobra de las que habitualmente realizan los bomberos de la Comunidad para mantener a punto tanto el material NBQ, como los procedimientos operativos diseñados para las actuaciones reales. En la maniobra, realizada en el Helipuerto del Parque de Bomberos de Lozoyuela, colaboraron efectivos de Guardia Civil, SUMMA, Cruz Roja y la empresa CEPSA.

El Cuerpo de Bomberos de la Comunidad de Madrid cuenta con modernos vehículos y material NBQ. Los trajes NBQ pueden estar fabricados de diferentes materiales, cuyo principal cometido es aislar totalmente al bombero de manera que éste pueda sobrevivir por un tiempo determinado en un entorno altamente contaminado de gases, virus o radiaciones. Su uso lleva implícita la utilización del equipo de respiración autónoma.

La utilización de este material conlleva una preparación minuciosa y altamente cualificada, lo que requiere que los bomberos de la Comunidad realicen, periódicamente, entrenamientos específicos, en los que colaboran tanto el resto de servicios de emergencia, como las propias empresas manipuladoras y transportadoras de material nuclear, bacteriológico o químico, interesadas también en la protección ante sus riesgos.

Las maniobras de entrenamiento realizadas se han llevado a cabo con las medidas de seguridad necesarias para evitar cualquier contratiempo, en un lugar despoblado y sin peligro alguno para la población. De los resultados de la práctica se extraen, además, conclusiones que son incorporadas a los métodos de intervención para mejorar los resultados en los sucesos reales.

Principales intervenciones en 2004

De las 37 intervenciones realizadas por los profesionales del Cuerpo de Bomberos, destacan por las dificultades y riesgo que conllevaron, la ocurrida en Getafe, el pasado 3 de marzo, por un vertido de ácido clorhídrico en una empresa; un escape de la misma sustancia desde una cisterna, en Meco, el 23 de agosto pasado; o la fuga de casi 30.000 litros gasoil y gasolina de un camión que la transportaba en el término de Navalcarnero, el pasado 16 de noviembre.

En estos casos, a los avatares propios de un accidente de circulación o un incendio, el bombero trabaja con la dificultad añadida de enfrentarse con material que puede ser contaminante, por lo que ha de usar equipos protectores que, si bien son imprescindibles para su seguridad, dificulta sus labores.

Además, el Cuerpo de bomberos, en colaboración con los servicios especializados, tiene en estos casos la misión de preservar el medio ambiente, para lo cual ha de evitar que las sustancias contaminantes puedan llegar a la atmósfera, al suelo o a las aguas del lugar afectado.

Fuente: www.madrid.org
01.12.04

Noticias relacionadas:

* El Ministerio del Interior 1.682 agentes para prevenir atentados nucleares en España (08.09.04)
* Londres simula un atentado químico con 400 muertos (20.07.04)
*
Gran Bretaña anuncia un simulacro de ataque terrorista para el próximo domingo (16.07.04)
* El jefe de los Tedax-NBQ teme otro 11-M, pero con armas químicas o biológicas (06.04.04)
* Suplemento Temático: Bioterrorismo

© BELT.ES  Copyright. Belt Ibérica, S.A. Madrid - 2004. belt@belt.es