Belt Ibérica S.A. Analistas de Prevención

- Menú -

HOME

Noticias...
Se busca...
Eventos...
Legislación...
Bibliografía...
Artículos...

> MAPA del WEB <

Su opinión...

Envíenos la noticia o el comentario que desee.

 

 

Noticias Profesionales

  

Noticias

Miércoles, 15 de diciembre de 2004


Seguridad Corporativa y Protección del Patrimonio

Las medidas de seguridad actuales en los estadios de fútbol españoles

Los clubes han invertido 180 millones en seguridad desde que no hay vallas. Todos los equipos profesionales están obligados a tener tornos y cámaras de vigilancia

 

En la última década, coincidiendo con la supresión de las vallas y fosos en los estadios españoles, los clubes han invertido alrededor de 180 millones de euros en materia de seguridad en los campos. Todos los equipos de Primera y Segunda están obligados por ley a cumplir una serie de requisitos que son financiados por la Liga Profesional mediante el 10% de ingresos que recibe de las quinielas. Los planes de emergencia de cada estadio deben ser aprobados por los ayuntamientos, la policía y el Consejo Superior de Deportes. En cada campo hay un coordinador de seguridad nombrado por la policía.

Los planes de evacuación de los estadios están contemplados en el reglamento para la prevención de la violencia en los espectáculos deportivos, aprobado por un Real Decreto del 21 de mayo de 1993, modificado el 26 de junio de 1998. Esta reglamentación incide sobre todo en la figura del Coordinador de Seguridad y en la infraestructura necesaria para la operatividad del sistema de prevención, contenida en la UCO (Unidad de Control Organizativa). Según esta normativa, todos los campos de Primera y Segunda cuentan con un plan de evacuación en caso de emergencia. Este plan está aprobado por los respectivos ayuntamientos de las ciudades de los equipos, la policía y el Consejo Superior de Deportes (CSD).

Como organismo supervisor y controlador del cumplimiento de esta normativa, el CSD cuenta con una comisión de seguimiento que verifica las obras de los estadios. A todos los clubes de la Liga Profesional se les exige la instalación de tornos para acceder a los estadios y un número determinado cámaras fijas y móviles para un circuito cerrado de televisión. A los equipos que asciendan por primera vez a la Liga Profesional se les concede una temporada de prórroga para la instalación de ese material. Los clubes estiman que, en la última década, en este capítulo llevan invertidos unos 180 millones de euros, dinero que sale del porcentaje que recibe de las quinielas, un 10% de sus ingresos totales (55 millones de euros).

Cada club de Primera y Segunda División tiene asignado un Coordinador de Seguridad, nombrado por la policía. Cada jueves previo a los partidos los coordinadores de seguridad de los equipos que se enfrentan supervisan las medidas necesarias. Tras cada reunión se levanta un acta.

La Liga, por otro lado, invierte más de seis millones de euros por temporada en el mantenimiento de las instalaciones y material necesario para la prevención de la violencia en sus estadios. Tres empresas se encargan de este mantenimiento. La empresa I.A.D. se ocupa de la instalación de los tornos de acceso y la firma GADD, de su mantenimiento. Auditel y Philips se encargan de la colocación y supervisión de las cámaras de televisión y de la UCO. La Liga paga el total de estos gastos.

A continuación les mostramos algunos ejemplos sobre la situación actual de nuestros estadios:

El Camp Nou (F.C. Barcelona) se desaloja en 15 minutos

El Estadi tiene 105 puertas por lo que pueden evacuar 1.000 personas por cada una de ellas de forma ordenada

El Camp Nou tiene un plan de evacuación que permitiría desalojar los 98.000 espectadores presentes un día de partido en 15 minutos. El plan está totalmente actualizado por lo que la afición azulgrana puede estar tranquila. Las 105 puertas de acceso con las que cuenta el Estadi permitirían un desalojo fluido y calculan un tránsito de espectadores de 1.000 personas por puerta.Foto: www3.ocn.ne.jp

La sectorización de las instalaciones azulgrana permite una evacuación más rápida que la del Santiago Bernabéu –un estadio con menos capacidad– aunque como contraprestación complica la seguridad. En el Camp Nou es más fácil acceder de un sector a otro del estadio por lo que en caso de incidencia grave que obligase a desalojar al público es más cómodo y fluido.

En el plan está contemplada la apertura de los cuatro vomitorios de acceso al campo y quedarían activadas unas rampas para que los aficionados pudieran desalojar el campo accediendo al césped primero y después abandonando el campo a través de los vomitorios, tal como sucedió el domingo en el Santiago Bernabéu tras recibir la amenaza de bomba.

El club azulgrana se ha tomado con serenidad la falsa amenaza de bomba que obligó a desalojar el Santiago Bernabéu. En el Barça también han recibido amenazas de bomba, incluso con la actual junta directiva, pero en todas las ocasiones el coordinador policial dio nula credibilidad a las mismas. Lamentablemente, siempre hay graciosos que se atreven a jugar con algo tan delicado como la seguridad para intentar sembrar el caos.

En Madrid creyeron lo que después fue una falsa amenaza de bomba primero por la sensibilidad con la que se vive en la capital tras los atentados recientes pero es que además fuentes próximas a la investigación explicaban que la voz que comunicó la amenza de bomba en el Bernabéu era similar a la que había avisado de las bombas de baja intensidad que sembraron el temor y el caos de tráfico con el inicio del Puente y que estaban reivindicadas por la banda terrorista ETA.

El Barça empleará ante el Valencia el mismo plan de seguridad global pero que es el mismo que se usa desde ese encuentro. Se realizarán los cacheos habituales para garantizar la máxima seguridad, medidas que seguro el público blaugrana agradece

 

Mestalla (Valencia C.F.) un campo muy antiguo

Aunque remodelado externamente hace cuatro años, Mestalla es un campo viejo (1923) por dentro y, por tanto,Foto: http://www.estrelladigital.es/ susceptible de tener problemas de evacuación. Sin embargo, "en cinco o seis minutos se desaloja el graderío en un partido normal, es bastante sencillito", asegura el responsable de la seguridad del club, Julián Suescun. "El plan de emergencia, actualizado hace cuatro años, es muy similar al de otros campos, las diferencias las marcan las características de los estadios", añade Suescun. Para cada encuentro, el club aporta para la seguridad de su estadio entre 75 y 120 guardias, unos 200 empleados, que se unen a unos 50 policías nacionales.

 

Graves defectos de San Mamés (Athletic Bilbao)

El campo del Athletic, el más antiguo de primera, tiene serios problemas Construido en 1913 y reformado en 1982, parece Foto: /www.esmastadium.orghaber agotado su longevidad. Actualmente, San Mamés aguanta las normativas legales de evacuación con vericuetos. "En competición nacional no se aguanta y en la Champions hubo que pelear lo indecible para que se aprobara", apuntan dirigentes del club. La situación producida en el Bernabéu difícilmente se hubiera resuelto de igual forma en San Mamés (aún con la misma cordura manifestada por el público), porque no cumple con las normativas de evacuación, ni de salidas de emergencia, ni de puertas antifuego, etc. "San Mamés está agotado y no admite más reformas. El cambio es tan estructural que sería un nuevo San Mamés. Lo del Bernabéu resultaría imposible", recuerda otro ex dirigente del club.

 

En el estadio Vicente Calderón (Atlético de Madrid) cada empleado tiene asignada una zona en caso de emergencia


Foto: www.fussballtempel.netEn el estadio rojiblanco, inaugurado en 1966, además de los 100 guardias de seguridad hay 150 auxiliares cuya función, en caso de evacuación urgente, es la de ayudar a los niños, a los ancianos y a la gente que tropiece. Todos los empleados tienen asignada una zona y ensayado lo que deben hacer en caso de emergencia. Las puertas permanecen abiertas durante todo el partido.

 

El estadio de La Romareda (Real Zaragoza), se podría evacuar en 10 minutos

El estadio de La Romareda se podría desalojar perfectamente en un periodo de tiempo comprendido entre diez y quince minutos en el caso de que se produjera una situación similar a la vivida el pasado domingo en el Santiago Bernabéu, donde el público se vio obligado a abandonar el recinto deportivo del Real Madrid con Foto:www.fussballtempel.neturgencia ante la amenaza de bomba que se registró durante el encuentro entre el conjunto madridista y la Real Sociedad. El campo del Madrid, donde habían acudido 75.000 aficionados de los que 80.000 que caben, se pudo vaciar completamente en algo más de diez minutos. La Romareda tiene una capacidad para 34.000 personas.

La mayor ventaja del estadio municipal zaragozano, en el caso de una emergencia de cualquier tipo, como un incendio o un derrumbamiento, es que las salidas de todos sus vomitorios van a parar enfrente de las puertas que permiten abandonar el estadio. Todas las puertas se abren hacia afuera para facilitar la salida de la gente. "Cualquier localidad se encuentra cerca de la calle y eso siempre facilitaría las maniobras a realizar si se tuviera que producir un desalojo", afirma Francisco Checa, secretario general del Zaragoza, quien añade: "En un periodo de unos diez minutos se podría vaciar el campo". La Romareda se encuentra rodeada por un anillo circular desde donde se accede a cada una de las distintas zonas de asientos del campo.

Foto:www.redaragon.com

Los vomitorios de La Romareda dan a un anillo donde están las puertas de salida

Además también se puede salir de la instalación deportiva a través de la rampa de vestuarios y de los garajes que existen en la zona del paseo de Isabel La Católica.

La Romareda se podría evacuar en diez minutos en caso de emergencia

Tornos y fosos: El estadio de La Romareda, como todos los que existen en España en Primera División, cuenta con su propio plan de emergencia y evacuación. En este plan quedan perfectamente reflejadas las misiones que deben realizar todos los miembros de la fuerzas del orden y las personas del club que participan en la organización de cualquier partido si se produce una emergencia. En el año 1992, coincidiendo con los Juegos Olímpicos de Barcelona, de los que Zaragoza era una de las subsedes del torneo de fútbol, la policía hizo un simulacro teórico de desalojo.

Los mayores inconvenientes de La Romareda en el caso de un desalojo son los fosos que rodean el terreno de juego y que complicarían a la gente la posibilidad de acceder al mismo, como sucedió en el Santiago Bernabéu, si se produjera una emergencia; y los tornos, aunque en este caso son retirados a los pocos instantes de iniciarse los encuentros. Los tornos, para facilitar las cosas, deberían ser abatibles y no lo son.

 

Montjuïc (Estadio Olímpico de Barcelona) campo del R.C.D. Español, cuenta con una pista de atletismo con cabida para 22.000 personas

Foto: www.mx.geocities.com/La Unidad de Control Operativo (UCO) cuenta con 64 cámaras en el estadio olímpico barcelonés. Durante los últimos años no ha habido ninguna amenaza de bomba, algo que sí ha sucedido más de una vez en el Palau Sant Jordi. Hay tres niveles de alarma. Para que la gente salga al césped, la alarma debe ser grave. "Al tratarse de un estadio con pista de atletismo, Montjuïc cuenta con unos 16.000 metros cuadrados que podrían dar cabida a más de 22.000 personas", explica el director del Estadio Olímpico, Josep Sánchez.

 

Cuatro minutos para vaciar el José Zorilla (Real Valladolid S.A.D.)

El plan de evacuación del estadio vallisoletano está preparado para resolver cualquier situación límite

CUATRO minutos. Ese es el tiempo en el que se desalojaría el estadio José Zorrilla si los 33.000 espectadores que tenía de aforo hace ocho temporadas se encontraran en el campo. «Con el aforo medio de ahora, unas doce mil personas por partido, sería bastante menos», explica Jorge Santiago, responsable de seguridad en el estadio. Solo un 'pero'. «Depende de la amenaza y de la gente. Es importante que no cunda el pánico», matiza.

Cuando se aprobó la ley del deporte se creó la figura del coordinador de seguridad, que es el encargado de poner en marcha un plan de evacuación que en su día se realizó a través la Liga de Fútbol Profesional con un empresa de seguridad especializada. El coordinador es un policía nacional, que forma parte de una especie de gabinete de crisis en el que entrarían un responsable de la Policía Local, otro de Protección Civil, uno de ambulancias y el propio Jorge Santiago.

Foto: www.euro-goal.infoHasta ahora, nunca se ha utilizado ese plan de evacuación en el estadio José Zorrilla, aunque eso no quiere decir que no haya habido situaciones de alerta. «Sí hemos tenido, hace muchos años, un gracioso que dio un aviso de bomba», explica. En esos casos es la Policía Nacional la que decide la credibilidad de la alarma.

El desalojo del Zorrilla, sin embargo, sería diferente al del Bernabéu. Para empezar, nadie podría salir por el césped. «Siempre sería hacia afuera, no hacia el césped, porque hay un foso y solo dos zonas de salida, y porque las viseras de las tribunas tienen unos tirantes y, en caso de derrumbe, caerían hacia el terreno de juego».

Un sistema informático abatiría inmediatamente los tornos de las puertas para facilitar la salida. Y en ese punto la propia estructura del estadio jugaría a favor. «Este estadio no tiene muchas alturas y se sale fácilmente porque el anillo perimetral tiene bastantes puertas», asegura Jorge Santiago.

Una vez fuera, nadie podría utilizar el coche, aunque se reservaría una vía de emergencia para el acceso de ambulancias y, si fuera necesario, de algún camión de bomberos. Una de las esquinas del estadio, en el fondo norte, tiene un portón con las dimensiones adecuadas para permitir el paso de los bomberos.

Los grandes espacios libres que rodean el estadio -Real de la Feria, aparcamiento, Anexos- permitirían que el público pudiera dispersarse con rapidez y alejarse de la zona de peligro.

Hasta los avisos de megafonía están ya grabados y preparados para emitirse en cualquier momento. Nada queda al azar, sobre todo porque en esas situaciones el comportamiento de la gente es ya de por sí lo suficientemente imprevisible como para añadir más dificultades. Santiago lo resume: «Es muy eficaz sobre el papel, pero esperamos no tener que utilizarlo nunca».

 

En Riazor (Deportivo de la Coruña) los planes de evacuación se actualizan y ensayan permanentemente

"Si la gente no se pone nerviosa, el rápido desalojo del Bernabéu seFoto: www.portaldefutbol.com/ produciría de igual modo en cualquier otro estadio, porque los planes de evacuación están muy estudiados", asegura José Freire, el inspector de policía encargado de la seguridad de Riazor. Las características del estadio coruñés, con capacidad para 35.000 personas, permitirían que, en caso de emergencia, además de todas las puertas exteriores, también se pudiese utilizar para el desalojo el terreno de juego, una de cuyas salidas conduce directamente a la calle. Freire afirma que los planes de evacuación se actualizan y se ensayan permanentemente. Antes de cada partido, la policía rastrea las gradas y el subsuelo del estadio en busca de "un artefacto explosivo o cualquier objeto sospechoso".

 

Fuentes: El Mundo Deportivo
Norte Castilla
El País
www.redaragon.com
Belt Ibérica S.A.
14.12.04
 

Noticias relacionadas:

* El Real Madrid ya trabaja para disminuir el tiempo de evacuación del estadio Santiago Bernabéu (14.12.04)
*
Ejemplar evacuación del estadio Santiago Bernabéu después del aviso de bomba por parte de los terroristas (13.12.04)

*Suplemento Temático: Seguridad en Eventos Deportivos.

© BELT.ES  Copyright. Belt Ibérica, S.A. Madrid - 2004. belt@belt.es