- Menú -

HOME

Noticias...
Se busca...
Eventos...
Legislación...
Bibliografía...
Artículos...

> MAPA del WEB <

Su opinión...

Envíenos la noticia o el comentario que desee.

 

 

Noticias Profesionales

  

Noticias

Miércoles, 16 de febrero de 2005


Seguridad Corporativa y Protección del Patrimonio

Un vigilante tuvo que bajar más de 20 pisos a por la llave antes de intentar apagar el fuego

La policía está pendiente de tomar declaración a los bomberos y a los propietarios de la torre

 

Los investigadores del Grupo V de Homicidios no han visto nada extraño en las primeras declaraciones que han prestado los dos vigilantes de seguridad de la empresa Prosegur que alertaron del incendio de la torre Windsor. Así al menos lo señalaron ayer fuentes cercanas a la investigación. En los próximos días declararán ante la policía los propietarios del inmueble y los primeros bomberos que entraron. Uno de los vigilantes ha declarado que, tras comprobar que salía humo de un despacho de la planta 21ª, bajó hasta el sótano a recoger la llave de esa estancia antes de intentar apagar el fuego.

La declaración que han prestado ambos vigilantes en la Brigada Provincial de Policía Judicial ha arrojado poca luz sobre el origen del fuego y la rápida propagación de las llamas, según fuentes de la investigación.

Uno de los vigilantes ha declarado que se encontraba sobre las 23.15 en la sala de control del edificio, en el primer sótano del rascacielos, cuando comenzó a sonar la alarma de incendios en el panel de seguridad. Fueron entonces a los ordenadores y comprobaron que la alerta procedía de la planta 21ª. Como su compañero tiene órdenes de no abandonar esta zona de seguridad, el que estaba haciendo la ronda por el interior del inmueble decidió subir hasta el lugar donde surgió la alarma.

Nada más acceder a la planta 21, comprobó que salía bastante humo de un despacho situado en la fachada sur de la torre Windsor, por lo que pidió a sus compañeros que avisaran a los bomberos. En ese momento se montó en uno de los ascensores y bajó hasta la planta sótano donde cogió la llave que abría el despacho donde se inició el siniestro, según explicaron fuentes de la investigación.

Gráfico: El País

Bocanada de humo

Tras coger la llave, subió a la misma planta acompañado por otro vigilante de seguridad y del técnico de mantenimiento del inmueble. Nada más salir del elevador se encontró con una gran cantidad de humo. Los tres empleados se acercaron al despacho. Nada más abrirlo, les salió una bocanada de humo y se produjeron dos explosiones casi seguidas, por lo que no pudieron utilizar el extintor con el que iban provistos y que habían cogido de una de las paredes.

Pero el aire, según las citadas fuentes, le resultó irrespirable, por lo que decidieron abandonar la planta. En ese momento, sus compañeros les avisaron por el comunicador interno que los bomberos habían llegado y que estaban subiendo. Debían bajar y conducirlos al lugar donde se encontraba. En ningún momento hablan de que desplegaran o intentaran utilizar las mangueras contraincendios que, supuestamente, había en el edificio, según fuentes policiales.

Los vigilantes de Prosegur comenzaron a bajar y encontraron a los bomberos que subían por las escaleras a la altura del piso 19º. Les explicaron rápidamente lo que estaba pasando y el vigilante subió hasta la planta siniestrada, donde dejó actuar a los profesionales del servicio de extinción de incendios. Las llamas en ese momento eran altísimas, ya que el fuego había roto el muro cortina de la fachada. Esto permitió que entrara gran cantidad de aire, lo que avivó el incendio, que alcanzaba ya unas dimensiones considerables.

La segunda declaración de los vigilantes de seguridad de Prosegur ofreció pocos detalles sobre la forma en que comenzó el fuego y de si éste podría haber sido controlado en la misma planta. Al igual que en la primera declaración, el empleado de la empresa contratada relató que se encontraba en la zona de control del edificio cuando saltó la alarma y que tiene la orden de no abandonar este puesto salvo que peligre su vida o se lo ordenen las autoridades, por lo que hizo que subiera su compañero para comprobar si era cierto el aviso. Otro de los vigilantes estaba en la entrada principal del inmueble, mientras el cuarto se encontraba vigilando en el exterior del rascacielos las obras de acondicionamiento del mismo. La empresa Prosegur se encarga de la seguridad de este edificio desde 1999.

Según fuentes policiales, aún quedan por comprobar muchos extremos sobre el desarrollo del incendio para ver si existió alguna negligencia o si el incendio podría haber sido apagado. Está previsto que entre hoy y mañana presten declaración los propietarios de la torre. También está previsto que declaren el encargado de mantenimiento y los responsables de las empresas que tenían alquiladas las oficinas en la torre Windsor.

17 denuncias
Hasta la fecha, los comerciantes de la zona afectada por el perímetro de seguridad y las compañías que tenían alquiladas las oficinas han presentado 17 denuncias por los perjuicios y pérdidas que les ha causado el siniestro. El juzgado de instrucción número 28 ha abierto diligencias previas y ha oficiado a la Brigada de Policía Judicial para que lleve a cabo las investigaciones necesarias para este fin.

De momento se está a la espera del atestado que la Policía efectúe con el resultado de su investigación. De él se derivará si existe algún indicio de responsabilidad penal -en cuyo caso seguiría la instrucción- o si no existe tal indicio -en cuyo caso se archivaría-.

  Las tomas de agua y la falta de presión

«Desde el primer día dijeron que el fuego no se pudo apagar porque los vigilantes habían avisado tarde, pero ni el retraso en la alarma, si es que lo hubo, fue culpa de los empleados de Prosegur en el Windsor, ni la decisión de los bomberos de retrasar su acceso a la planta donde estaba el incendio, si la investigación así lo determina, se puede achacar a ellos». Así justificó Ernesto Ausín, del sindicato Alternativasindical, a sus compañeros de Prosegur en el siniestro del Windsor. Otro sindicato, CC.OO., también salió en su defensa.
Sin embargo, «parece» demostrado –todo tiene que ser parece hasta que no concluya la investigación policial– que los bomberos tuvieron problemas para conseguir agua con la que intentar atajar el fuego. Así que saber por qué no brotó en condiciones será una de las prioridades de los investigadores. Así como analizar los motivos por los que el sistema de goteo automático tampoco estaba preparado.
Pero los sindicatos de los vigilantes tienen aún un reproche para el cuerpo de Bomberos: «¿Por qué se quedaron todos a la espera de los planos, en vez de ir subiendo para comprobar qué ocurría?». En este sentido, fuentes de los bomberos son tajantes, ya que afirman que, como los vigilantes, ellos también tienen sus protocolos.

 

Dos sindicatos defienden a los vigilantes del Windsor

Alternativa Sindical, sindicato mayoritario en Prosegur-Madrid y CCOO defendieron ayer la actuación de los vigilantes de seguridad en los primeros minutos del incendio del edificio Windsor. Los primeros consideran que es una absoluta irresponsabilidad el afirmar que «los responsables municipales aseguren que el incendio del edificio Windsor se iniciase mucho antes de la llamada de los vigilantes de seguridad a los bomberos». «Cómo las autoridades pueden hablar si ni siquiera se ha iniciado el proceso de investigación de las causas del incendio», agregan.

«Aquéllos que reflejan tan rápidamente la actuación de los vigilantes son los que ni por asomo dieron el mismo tratamiento a los vigilantes de seguridad que fueron las primeras víctimas y los primeros en auxiliar a los heridos del atentado del 11-M, en la estación de Atocha».

Comisiones Obreras también dijo ayer que la actuación de los vigilantes «fue la adecuada, poniendo a disposición del servicio de bomberos su conocimiento del edificio».

En un comunicado, CCOO asegura que los vigilantes avisaron a los bomberos en el momento en que se detectó el fuego, y hasta la llegada de éstos dieron orden de evacuación del edificio y revisaron todas las plantas para comprobar que no había nadie. Luego asistieron a los bomberos a su llegada, facilitaron los planos del edificio y acompañaron a los equipos de extinción al lugar del siniestro.

Alternativa Sindical asegura que la «Seguridad Privada en España está regida por un Decreto-Ley y desarrollado por un reglamento que en muy pocas ocasiones se cumple, que ni siquiera en momentos críticos, a nadie le da por mirar y comprobar cuáles son las muchas obligaciones, los pocos amparos y los ámbitos de actuación del vigilante de seguridad». Por todo ello, Alternativa Sindical ha convocado para el día 1 de marzo una manifestación para todos los vigilantes de seguridad madrileños. Se concentrarán frente al Ministerio del Interior a las 17.00 horas.

Fuentes: El País
El Mundo
La Razón
Belt Ibérica S.A.
16.02.05

Normativa de referencia: Protección contra Incendios

Experto: ¿Qué ha fallado en el edificio Windsor?, por Rosa Sandino (16.02.05)
Experto: Protección frente a un desastre, por José María Marín (16.02.05)
Experto: El coloso en llamas. Crisis en Madrid, por Rafael Vidal (15.02.05)
Experto: Azca, un ejemplo de urbanismo salvaje, por Blanca Moltó  (15.02.05)
Experto: Edificio Windsor: ¿es la seguridad sólo un gasto?, por Ignacio Cortés (14.02.05)
Experto:
La seguridad ante una emergencia: ¿una obligación normativa?, por Rosa Sandino (31.01.05)

Noticias relacionadas:

* Ausencia de normativa específica sobre prevención de incendios en rascacielos en las Comunidades Autónomas (16.02.05)
* Los 20 enigmas de la torre Windsor (16.02.05)
* El incendio del Windsor podría afectar a las 10.000 causas que defienden abogados de Garrigues y Deloitte (16.02.05)

* La mitad de los mayores rascacielos de Madrid carecen de aspersores contra el fuego (16.02.05)

*
Cuatro bomberos entrarán hoy en la torre Windsor para comprobar el estado de su estructura interna (16.02.05)
* Entrevista:
Alberto Ruiz Gallardón, Alcalde de Madrid (15.02.05)
*
Los bomberos preparan su entrada de mañana en el Windsor bajo estrictas medidas de seguridad (15.02.05)
*
Madrid inicia hoy un plan para inspeccionar la seguridad de edificios de más de diez plantas (15.02.05)
* El comercio pedirá indemnizaciones por el incendio del edificio Windsor (15.02.05)
*
Las obras de demolición del rascacielos Windsor se prolongarán durante casi un año (15.02.05)
* Entrevista:
Juan Monjo, experto del CSIC y director del Instituto de Ciencia de la Construcción Eduardo Torroja (15.02.05)
*
La póliza del Windsor alcanza 90 millones, pero con las reclamaciones superará los 200 (15.02.05)
* Relato de los bomberos que subieron a la Torre (15.02.05)
* La Policía abre una investigación para saber si el incendio del rascacielos fue un sabotaje (15.02.05)
* Urbanismo confirma que el Windsor carecía de sistemas automáticos de extinción de incendios (15.02.05)
* Prosegur explica que sus vigilantes actuaron con 'absoluta diligencia' en el incendio del edificio Windsor (15.02.05)

* Metro de Madrid reabre las líneas 8 y 10 y Cercanías vuelve a unir Atocha y Chamartín (14.02.05)

*
El incendio del Windsor pone en cuarentena al Madrid financiero (14.02.05)
* Entrevista: Genaro Alas y Manuel del Río, arquitectos del Edificio Windsor (14.02.05)
* La alerta se dio demasiado tarde (14.02.05)
* Las empresas ubicadas en la torre Windsor no interrumpen sus servicios (14.02.05)
*
Calles cortadas, líneas de Metro paralizadas y trenes desviados (14.02.05)

* Entrevista: Fernando Munilla, Inspector Jefe del Servicio de  Extinción de Incendios del Ayuntamiento de Madrid (14.02.05)
*
Activado el gabinete de crisis ante las dimensiones del siniestro (14.02.05)
*
El incendio de la Torre Windsor (Madrid) afecta la actividad de miles de trabajadores (14.02.05)

© BELT.ES  Copyright. Belt Ibérica, S.A. Madrid - 2004. belt@belt.es